La Opinión de Óscar Iglesias “Ciudadanos, la gran estafa”

Anuncios

Ciudadanos, partido nada de fiar

¿Nueva política? ¿Regeneracion? Jajajaja ya se han quitado la careta del todo, ya se ve claramente que son los perros falderos del Partido Popular, decian que iban a presionar para hacer cumplir las condiciones de su acuerdo de Gobierno, pero desde luego yo intuia que es un paripé, en el fondo comparten mucho más de lo que nos quieren mostrar, desde luego primero realmente no desean acabar con la corrupción, es más colabora con un partido presuntamente corrupto, el Partido Popular está encantado porque Ciudadanos traga, y aunque no tengan mayoría absoluta el PP sigue haciendo lo que les da la real gana.

Hasta hace poco Ciudadanos liderado con el ínclito Albert Rivera decía que iba a hacer que el PP suprima el “Impuesto al Sol”, luego vota en contra de suprimir este Impuesto al Sol, en la Región de Murcia se tardan más de lo normal en echar a su presidente presuntamente corrupto Pedro Antonio Sánchez y así una larga lista de engaños a sus votantes.

En Cataluña se presentó como un partido de centro-izquierda antinacionalista y antiindepedentista, que regeneraria sin embargo la política y yo digo jajaja, pero por cambiar cambian o más bien ya no esconden tanto su ideología, ahora son liberales progresistas, aunque la verdad eso de progresistas como que se pone en tela de juicio, es que ya se van quitando la careta, este partido es la marca blanca del PP y ya no es tan secreto, ya es evidente.

Así es España, para desgracia nuestra, parece que no tenemos solución, no hay manera que haya algo de esperanza, el país se ha instalado en el conformismo y la resignación, de Ciudadanos diré no tardará demasiado en convertirse en un UPyD 2.0 desde luego merecido lo tienen por mentirosos.

Ciudadanos baraja las opciones de “moción de censura o elecciones” como salida a la situación en Murcia

Fuente: http://www.eldiario.es/politica/futuro-Murcia-Mocion-censura-elecciones_0_619088418.html

La continuidad del Gobierno del PP en Murcia está en el aire. Ciudadanos decidirá esta semana si da el paso de impulsar una moción de censura, que les obligaría a un entendimiento con PSOE y Podemos. La formación que preside Albert Rivera se muestra decidida a no dejar en nada sus exigencias, tal y como señalan fuentes de la dirección: “Vamos a ir hasta el final”.  La clave pasa por el próximo miércoles. 

Las opciones que están sobre la mesa son tres: que el PP dé el nombre de un sustituto, impulsar una moción de censura o provocar un adelanto electoral. La dirección de Ciudadanos considera que “convocar nuevas elecciones sería lo mejor”.

En el PSOE, mientras tanto, no se fían de la formación de Rivera, ni de su intención de llegar hasta el final. “Ciudadanos está arrastrando los pies”, señalan fuentes de Ferraz a eldiario.es. Ambas formaciones se han citado para una reunión que se celebrará este miércoles y en la que se abordará la posibilidad de entendimientos para acabar con el Gobierno de Pedro Antonio Sánchez.

Antes de que eso ocurra, el presidente murciano tendrá que presentarse ante el juez que instruye el caso Auditorio. La cita está prevista para este lunes. Tras su declaración ante el magistrado, no se espera que se produzcan grandes cambios en su situación. A Pedro Antonio Sánchez se le ha citado en calidad de “investigado” y habrá que esperar a la apertura de juicio oral para ver si el tribunal mantiene esa etiqueta sobre el representante de Rajoy en Murcia.

Ciudadanos ha iniciado contactos discretos con la dirección del PP para intentar forzar un cambio. Se trata de conversaciones en los pasillos del Congreso en las que Fernando Martínez-Maillo (PP) se ha mostrado como una roca, sin intención alguna de buscar alternativas al presidente autonómico más discutido en estos momentos.

La insistencia del PP en cerrar puertas a un cambio es lo que ha empujado a Ciudadanos a plantearse llegar hasta la moción de censura: “Si no dimite este tío, es que no dimite nadie en España”, asegura uno de los principales asesores de Albert Rivera, consultado por esta redacción.

El Partido Popular ha cerrado filas en torno a su presidente autonómico. A pesar de ello, empiezan a circular nombres de posibles sustitutos: los alcaldes de Archena, Lorca y Yecla.

La investigación contra Pedro Antonio Sánchez se relaciona con la puesta en marcha de un complejo cultural impulsado en 2006 en Puerto Lumbreras y que tenía un coste de seis millones de euros. El presidente murciano cerró el anteproyecto con un estudio de arquitectura de manera verbal y sin concurso y acabó pagando las obras cuando el 38% de las mismas estaba sin ejecutar.

En Ciudadanos están convencidos de que el presidente murciano “está pringado” y  aseguran que “el pacto de Gobierno está roto ahora mismo”. El miércoles, la formación que preside Albert Rivera tiene que empezar a diseñar su estrategia: moción de censura o elecciones anticipadas.

Ciudadanos retira su apoyo al PP de Murcia tras la imputación del presidente autonómico

Fuente: http://politica.elpais.com/politica/2017/03/02/actualidad/1488451659_147094.html

Ciudadanos ha retirado este jueves su apoyo al PP para la gobernabilidad de la región de Murcia ante la negativa de dimitir del presidente, Pedro Antonio Sánchez, imputado por el caso Auditorio por los presuntos delitos de prevaricación continuada, fraude, falsedad en documento oficial y malversación de caudales públicos. El secretario general de Ciudadanos en Murcia, Miguel Sánchez, ha hecho este anuncio, tras la reunión de una hora mantenida con Pedro Antonio Sánchez en el Palacio Aguirre de Cartagena, sede del ejecutivo murciano. Así, Ciudadanos iniciará este mismo jueves contactos con el PSOE en Murcia para sacar al PP del gobierno autonómico, tal como han anunciado.

“La cúpula del PP prefiere proteger a su imputado y romper el pacto de investidura antes que poner a un nuevo presidente del PP en Murcia”, ha dicho Albert Rivera, el presidente de Ciudadanos, que firmó un acuerdo de investidura con Pedro Antonio Sánchez en el que se incluía como primer punto la expulsión de cualquier cargo imputado por corrupción política.

La dirección nacional de Ciudadanos y los representantes del partido en Murcia evitan en todo momento pronunciar la frase “moción de censura”. Según fuentes cercanas a Rivera, los contactos que ahora inicia el partido con otras fuerzas de la región permitirán que Ciudadanos gane tiempo para que Sánchez declare ante el juez, el próximo lunes, y reconsidere la posibilidad de dimitir; y también para preparar poco a poco la justificación de un cambio de Gobierno en el caso de que no lo haga. El PP, que ha insinuado la posibilidad de convocar elecciones anticipadas, se quedó a un solo escaño de la mayoría absoluta en los comicios autonómicos de mayo de 2015. En consecuencia, sería necesario que el PSOE, Podemos y Ciudadanos unan fuerzas para desplazarle del poder.

Pedro Antonio Sánchez no ha querido comparecer ante los medios tras la reunión y lo ha hecho la portavoz del Ejecutivo, Noelia Arroyo. En su opinión, Ciudadanos tiene que explicar ahora “por qué lo que vale en otros territorios no vale en la Región de Murcia” ya que en Andalucía no se ha exigido la dimisión de consejeros imputados o del alcalde de Granada. También ha pedido a Ciudadanos que aclare “si antepone que la región siga avanzando como hasta ahora gracias al pacto o si se echa en brazos del PSOE y Podemos y contribuye a la estrategia de alarmar y generar ruido”.

Además, ha insistido en que el partido de Rivera ha impulsado una reforma legal en el Congreso de los Diputados que pone la línea roja en la apertura de juicio oral para exigir la dimisión de los cargos imputados. Y ha calificado de “muy graves” las declaraciones de Albert Rivera, que esta mañana se preguntaba “qué no sabrá Pedro Antonio Sánchez de la financiación ilegal del PP, que Rajoy no se atreve a decirle que se marche”.

En cualquier caso, Arroyo no ha aclarado si el presidente se plantea adelantar las elecciones ante una posible moción de censura, y se ha limitado a insistir en que la prioridad ahora para Sánchez es acudir a declarar ante el TSJ el próximo lunes para “aclararlo todo”.

El PP, por su parte, considera que está cumpliendo el pacto que firmó con Ciudadanos y se pregunta por qué este partido no aplica la misma vara de medir con el alcalde socialista de Granada, también imputado, o con los distintos consejeros socialistas del Gobierno de Andalucía que han tenido problemas con la Justicia. “¿Por qué lo que vale en otras comunidades autónomas, aquí no sirve?”, se ha preguntado Noelia Arroyo, portavoz del Gobierno murciano, quien ha argumentado que en otras Autonomías se espera a la apertura de juicio oral para exigir la dimisión (en realidad, Ciudadanos fija el listón en la imputación en todos sus acuerdos). Y ha añadido: “Ciudadanos tiene que elegir si seguimos avanzando con ese pacto que tanto ha beneficiado a la Región de Murcia o si se echa en brazos del PSOE y de Podemos”.

Ciudadanos y PP firmaron en Murcia un pacto de investidura por el que los populares se comprometían a cumplir los puntos propuestos por Ciudadanos para otorgar su apoyo a la investidura del candidato popular, Pedro Antonio Sánchez.

Los críticos de C’s aprovechan las primarias para atacar el pacto con Susana Díaz

Fuente: http://www.elconfidencial.com/espana/andalucia/2017-01-25/criticos-ciudadanos-primarias-atacar-pacto-susana-diaz_1321752/

TIEMPO DE LECTURA5 min
25.01.201719:26 H.

Coincidieron en Sevilla a pocos metros de distancia y con poca diferencia en sus convocatorias. En la sede de la Fundación Cajasol, en un desayuno de Europa Press con el presidente de la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor, estuvo el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, arropado por la plana mayor del partido en Andalucía. En un hotel próximo convocó uno de los dos rivales que se medirán al dirigente ‘naranja’ en primarias, Diego de los Santos. Si el primero defendió la utilidad del pacto con el PSOE de Susana Díaz, el segundo arremetió con dureza contra esa alianza que dijo que rompería inmediatamente: “Es un pacto para apuntalar lo que no funciona”, defendió.

En la dirección de Ciudadanos no hay ninguna inquietud por la aparición de candidatos dispuestos a medirse en primarias con Rivera. “Bienvenidos”, proclamaban con amplia sonrisa. Incluso celebran que estos anónimos salten al ruedo, convencidos de que revestirán de mayor legitimidad la victoria indiscutible en las urnas del líder naranja. Rivera dio la bienvenida a sus adversarios y se vanaglorió de que su partido sea tan “democrático” que cualquiera sin un mínimo de avales pueda retar al líder. Insistió en la necesidad de pactar los Presupuestos Generales del Estado con el Gobierno de Mariano Rajoy y reclamó al PSOE que no obstruya la aprobación de las cuentas. De hecho reclamó a lo socialistas que jueguen el mismo papel que su partido ha tenido en Andalucía, facilitándole a Susana Díaz su presupuesto.

Entrar en futuros gobiernos

Para Rivera, Ciudadanos debe dar un paso más a partir de 2019 y entrar a formar parte de gobiernos “progresistas o moderados” para cambiar las cosas desde dentro. Es una de las partes “más interesantes”, aseguró, de la ponencia política que debatirán en dos semanas en su congreso nacional, como ya avanzó El Confidencial. “No me escondo. Creo que a partir de 2019 con condiciones podemos formar gobiernos”, aseguró sobre una posible entrada en el Gobierno andaluz. Hay quien cree que los socialistas andaluces lo intentarán antes para ganar estabilidad si Susana Díaz da el salto a Ferraz.

El presidente de C's, Albert Rivera (d), en Sevilla. (EFE)
El presidente de C’s, Albert Rivera (d), en Sevilla. (EFE)

No se mojó sobre si darían paso al PP en Andalucía de cumplirse el empate técnico que pronostican las encuestas y eso que entre los asistentes al desayuno estuvo el presidente de los populares, Juanma Moreno, con quien charló animadamente. Ciudadanos dio a entender la presidenta andaluza votando junto al PSOE en contra de un debate monográfico sobre la sanidad andaluza tras las numerosas protestas de las últimas semanas.

Justo ese acuerdo es el que impugna el sector crítico surgido desde Sevilla ante estas primarias. Diego de los Santos, hijo del histórico andalucista, que ya militó en UPyD y que peleó por liderar la candidatura de Ciudadanos por Sevilla, dejó claro que hay un “amplio sector de militantes” descontentos por cómo se están haciendo la cosas en Andalucía. “Hay mucha gente que se ha ido. Éramos 30.000 militantes y sólo hay 5.000 apoyando a Rivera, ¿dónde está el resto?”, señaló. “Hay mucha gente detrás que nos apoya pero no puede dar la cara”, sostuvo.

“No descartamos dar una sorpresa, el desencanto en el partido es muy grande”, según los críticos

Es posiblemente para lo que sirva esta candidatura desde la capital andaluza, para medir si de verdad hay un porcentaje relevante de descontentos por un pacto demasiado cómodo para Susana Díaz, como denuncian desde esta corriente. “Si no hemos cambiado nada ni en Canal Sur ni en la administración paralela, nido de la corrupción en Andalucía”, denunció el rival de Rivera. La apuesta es “rescatar el origen”, convertirse en ese “partido radical de regeneración”, explicó a El Confidencial. “No descartamos dar una sorpresa, el desencanto en el partido es muy grande”, aseguró De los Santos. Desconfía de estas primarias porque “no hay control del voto telemático” y cree que “son un paripé en todos los partidos”.

Un “partido bisagra vacío”

“El PP ha sido la oposición perfecta para el régimen socialista de los últimos 40 años”, replicó el rival sevillano preguntado sobre si daría el Gobierno andaluz a este partido. Fue también crítico con el pacto de Ciudadanos en la Comunidad de Madrid, lamentado que se hayan convertido “en un partido bisagra vacío”. La culpa, dijo, es del “electoralismo” de Rivera y alertó de una “degeneración de los principios”. “Yo en Andalucía rompería el pacto y dejaría que el PSOE gobernase con Podemos, nos íbamos a reír un montón”, ironizó.

De los Santos era hasta que ha dado un paso en estas primarias un afiliado desconocido de Ciudadanos. Niega que se lance para tener su minuto de gloria y dice querer competir con Rivera “sobre todo en ideas”. Se presenta como doctor en Ecología de la Conservación, actualmente gestiona con sus hermanos una empresa familiar y está haciendo un máster en dirección de cine.

En su currículum figura como autor del libro “Las mujeres que no amaban a los hombres”, contra la actual ley violencia de género y que contiene un duro alegato contra la norma con razones controvertidas como éstas: “El 12% de los reclusos en la cárceles españolas es por violencia de género”, “La norma acumula más de 200 recursos de inconstitucionalidad” o “Una de cada cuatro separaciones se articular a favor de denuncias de malos tratos”. “En ese libro colaboré y suscribo sus conclusiones”, señala Diego de los Santos. “Decir que no hay denuncias falsas es hoy un tabú en España porque la estadística oficial dice que no existen. Pero creo que cada español conoce uno o más casos de denuncias falsas o abusivas, que para el caso es lo mismo. Yo lucha contra toda injusticia”, defendió sobre este asunto. A él, dijo, lo de la “corrección política” no le va.