Por un referéndum pactado por Javier Pérez Royo

Fuente: http://ctxt.es/es/20170920/Firmas/15134/referendum-constitucion-Perez-Royo-CTXT.htm

La respuesta puramente represiva únicamente conduce a una separación cada vez mayor de los ciudadanos de la “nacionalidad” de los del resto del Estado y a dificultar, cuando no imposibilitar, cualquier solución en el futuro.
JAVIER PÉREZ ROYO

El Gobierno de la nación únicamente se ha planteado el coste que puede tener la celebración de un referéndum en Cataluña, independientemente de que se tratara o no de un referéndum pactado. Esta es la única perspectiva que ha tomado en consideración hasta el momento y, si nos atenemos a todas sus declaraciones y actuaciones hasta la fecha, la única que piensa seguir tomando en consideración en el futuro. En su opinión, el posible coste de la celebración de un referéndum es inaceptable.

No cabe duda de que la celebración de un referéndum para que los ciudadanos de una nacionalidad o región de un Estado puedan adoptar la decisión de continuar integrados dentro de dicho Estado o de constituirse en un Estado independiente tiene costes. En España y en todas partes. El referéndum es un mal instrumento para resolver un problema de esa naturaleza, cuyo uso hay que intentar evitar siempre que sea posible. La evidencia empírica de que se dispone así lo confirma.

Pero hay lugares y momentos en que ya no es posible hacerlo, en que únicamente a través de la celebración de un referéndum se puede obtener una respuesta democrática y, por tanto, civilizada al problema de la convivencia entre ciudadanos del mismo Estado que habitan en diferentes partes del mismo y que, por las razones que sea, debaten acerca de poner fin o de mantener su integración en el Estado.

Esa es, en mi opinión, la situación en Cataluña. La destrucción de la Constitución Territorial de 1978 como consecuencia de la aprobación por el TC de la STC 31/2010 ha conducido a que se traslade del punto de llegada, que era el lugar que ocupaba el referéndum en el proceso de elaboración del Estatuto de Autonomía en la Constitución de 1978, al punto de partida. Los ciudadanos de Cataluña, en un muy elevado porcentaje, que alcanza el 80%, quieren ser consultados acerca de su permanencia en el Estado español o su constitución en un Estado independiente.

Cuando la demanda de celebración de un referéndum alcanza ese porcentaje, no puede no ser atendida. Es insoslayable que se produzca una negociación entre el Estado y la “nacionalidad”, cuya población se debate entre la continuidad o la independencia, a fin de que pueda celebrarse un referéndum pactado. La respuesta puramente represiva únicamente conduce a una separación cada vez mayor de los ciudadanos de la “nacionalidad” de los del resto del Estado y a dificultar, cuando no imposibilitar, cualquier solución razonable en el futuro.

Cuanto más tiempo se tarde en pactar la celebración del referéndum, peor. Puede llegar un momento en que la distancia entre los ciudadanos de la “nacionalidad” y los del resto del Estado sea tan grande, que ya no se pueda siquiera celebrar un referéndum. Si se cortan todos los vínculos que existen entre los ciudadanos que debaten sobre su independencia y los demás, ya no será posible siquiera convocar el referéndum.

Estamos avanzando muy rápidamente en esa dirección. Ángel Ossorio y Gallardo, que fue presidente del Tribunal de Garantías Constitucionales de la Segunda República, se lamentó en el debate sobre el Estatuto de Autonomía de Cataluña en 1932 de las ocasiones que se habían dejado pasar en el inmediato pasado para encauzar adecuadamente la integración de Cataluña en el Estado. El momento de solidaridad de Cataluña, el de la Mancomunidad.  Tal vez no habríamos tenido que pasar por donde hemos pasado ni llegar al punto en que ahora mismo nos encontramos.  Espero y deseo que no nos pase los mismo y que dentro de un tiempo no nos lamentemos por no haber aprovechado la ocasión de pactar la celebración de un referéndum, cuando todavía era posible.

AUTOR

  • Javier Pérez Royo

Anuncios

Sánchez llama a Rajoy para decirle que se opondrá al referéndum en Cataluña

Fuente: http://www.elplural.com/politica/2017/05/29/sanchez-llama-rajoy-para-decirle-que-se-opondra-al-referendum-en-cataluna-0

 

Pedro Sánchez ha llamado por teléfono a Mariano Rajoy esta mañana para transmitirle que el PSOE se opondrá la celebración de un referéndum en Cataluña como pretende el Gobierno de la Generalitat por considerarlo ilegal. Según ha avanzado Infolibre, en la conversación le transmitió que su partido “estará en la defensa de la legalidad y de la Constitución”, y en contra de “cualquier interno de romperla”.

Es la primera conversación que mantienen el nuevo secretario general del PSOE con el presidente del Gobierno, que lleva toda la semana resistiéndose a descolgar el teléfono para felicitarle. La conversación telefónica, apuntan desde el entorno de Sánchez, fue “fluida y normal”, y ambos acordaron “seguir hablando” en próximas fechas.

Artur Mas, inhabilitado

El Tribunal Superior Justicia de Cataluña ha condenado al ex-president catalán a dos años de inhabilitación para ejecer cargo público por la celebración del referendum de independencia el 9 de Noviembre de 2014, Mas anunció que recurrirá la sentencia al Tribunal Supremo a pesar de no ser aforado por estar inhabilitado.

El independentismo catalán tras la sentencia al ex-president pone en tela de juicio la democracía española.

Puigdemont pide a Bruselas que medie en la cuestión soberanista

Fuente: http://www.publico.es/politica/puigdemont-pide-bruselas-medie-cuestion.html

 

BRUSELAS.- Una sala del Parlamento Europeo a rebosar, en su mayoría ciudadanos, recibe entre aplausos a la plana mayor del Govern. Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y Raül Romenva comparecen ante decenas de persona para defender la convocatoria del referéndum sobre la independencia de Catalunya, que consideran una cuestión europea, y piden a las instituciones no den la espalda al proces.

Para Carles Puigdemont, president de la Generalitat, la independencia de Cataluña es una “un problema europeo”, y lo es porque, según el President, es un asunto que afecta a todos los ciudadanos “que creen en la libertad”. Así lo ha defendido en la Eurocámara, en una conferencia organizada por los eurodiputados catalanes Josep Maria Terricabras y Jordi Solé (ERC) y Ramon Tremosa (CDC) a la que han asistido compañeros de Podemos (Xavier Benito), ICV (Ernest Urtasun) o Bildu (Josu Juaristi), entre otros grupos españoles. La asistencia más notable ha sido la de la nacionalista flamenca y candidata a la presidencia del Parlamento, Helga Stevens.

Durante el acto, Puigdemont ha criticado la negación del Gobierno español a negociar la organización de una consulta consensuada y por tanto, el derecho a decidir de los catalanes. El líder de Convergència Democràtica de Catalunya ha criticado además la “judicialización de la política”, en referencia a la imputación de los organizadores del 9N de los que ha dicho, son perseguidos por “pensar diferente a ellos (en referencia al Gobierno español)”, y la falta de independencia del Tribunal Constitucional.

El President, que se ha dirigido al auditorio en catalán, inglés y francés, ha comenzado su discurso mandando un recado al nuevo presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, al que ha recordado su promesa de hacer el catalán lengua oficial en la Eurocámara. El President ha pedido a la Unión Europa que no “mire hacia otro lado” y actúe como mediador para asegurar la celebración legal del referéndum. Así y todo, advierte, éste tendrá lugar de aquí a septiembre, pase lo que pase: “Este año los ciudadanos de Cataluña tendrán la oportunidad de decidir su futuro”.

El President insiste en que el referéndum es la mejor herramienta para determinar la voluntad del pueblo catalán ya que se trata del “mecanismo más claro, poderoso y aceptado internacionalmente”. Puigdemont aclara que no se trata de un fenómeno nuevo y ha mencionado los casos de Quebec y Escocia, aunque lo cierto es que en ambos casos el pueblo votó en contra de la independencia.

Raül Romeva, titular de Exteriores de la Generalitat, ha defendido que “Europa no puede construirse subestimando a sus ciudadanos”, en plena negociación del brexit y el ascenso del euroescepticismo. Europa, insiste el exeurodiputado, “tendrá que tomar partido y es impensable que no escoja la democracia”, pero si no lo hace, “estará actuando en contra de sus valores fundamentales”. El vicepresident, Oriol Junqueras, el único en intervenir en castellano, ha dejado claro que el suyo es un proyecto de democratización, en una Europa que necesita estar más unida y más fuerte. Unos objetivos, insiste Junqueras, que “estamos convencidos de que Europa o gran parte de Europa comparte”.

Con discursos marcadamente europeístas, los representantes del Govern han defendido que el pueblo catalán es también europeo y han insistido en la aspiración de Cataluña de seguir siendo parte de la Unión Europea tras la independencia. “Europa”, insiste Puigdemont, “es donde queremos estar”. Un argumentario que, sin embargo, choca con la indiferencia de las instituciones que no hacen hueco en su agenda al President, aunque esta vez ni se haya molestado en preguntar; la necesidad de una Cataluña independiente de enfrentar el proceso de adhesión de la UE con la más que probable oposición de España y la ausencia hoy de cargos europeos de relevancia.

REUNIÓN EN BARCELONA Santamaría y Junqueras constatan la imposibilidad de acuerdo por el referéndum

Fuente: http://www.lavanguardia.com/politica/20170110/413232216616/santamaria-dialogo-reunion-oriol-junqueras.html?utm_source=Twitter&utm_medium=Social&utm_campaign=politica

, Barcelona

10/01/2017 17:39 | Actualizado a 11/01/2017 07:18

Los números dos de los gobiernos del Estado y de la Generalitat han vuelto a constatar lo alejadas que están sus posiciones en torno a la posibilidad de un referéndum de autodeterminación en Catalunya. Soraya Sáenz de Santamaría y Oriol Junqueras se han reunido este martes en Barcelona durante más de dos horas y no han aproximado ni un ápice sus posturas.

La vicepresidenta ha insistido en que no puede ni siquiera abordar la cuestión y el vicepresident se ha limitado a aprovechar el encuentro para trasladar a su interlocutora que el referéndum se va a celebrar sin condicionarlo a “un permiso” del Ejecutivo central.

No al referéndumNo podemos negociar sobre lo que no podemos disponer”
SORAYA SÁENZ DE SANTAMARÍA

Vicepresidenta del Gobierno y ministra de Administraciones Territoriales

Santamaría ha reiterado el mismo mensaje tanto al entrar como al salir de la reunión: el referéndum es una línea roja y no es posible hablar de ello. “Nosotros no podemos negociar sobre aquello de lo que no podemos disponer”, ha subrayado la vicepresidenta en declaraciones a los medios reunidos frente a la sede del departamento de Economia de la Generalitat.

Por su parte, Junqueras, ha descrito la reunión como “larga, intensa y cordial”. El también líder de ERC ha insistido en que ha explicado a la vicepresidenta la “voluntad del Govern de celebrar un referéndum” y que, por lo tanto, “no espera ningún permiso para celebrarlo”. “

El Gobierno se marcha convencido de que habrá un referéndum en Catalunya”, ha concluido el vicepresidente catalán, que también ha desvelado que Santamaría le ha dejado claro que el Gobierno “hará lo posible por evitarlo”.